Homilías 2015 Abril

 Jesucristo, en el Evangelio de San Juan, hablando con sus contemporáneos, se define a sí mismo como el Buen Pastor; imagen que decía mucho a sus interlocutores que vivían en un ambiente pastoril. Seguramente a muchas personas que siempre han habitado en la ciudad este nombre les dice poco.

leer másIV Domingo de Pascua, 26 de Abril del 2015

 Es cierto que la explicación de las Escrituras hizo arder el corazón de los discípulos que se regresaban desesperanzados a su pueblo de Emaús, pero el gesto definitivo para que pudieran reconocerle vivo y resucitado de entre los muertos fue el signo concreto de partir el pan.

leer másIII Domingo de Pascua, 18 de abril de 2015

El pasaje evangélico que acabamos de escuchar inspira un ambiente de gran paz y majestuosidad. El Resucitado entra, con las puertas cerradas, para saludar con la paz a sus discípulos y darles su Espíritu. El objetivo es muy claro en la narración de San Juan: el evangelista quiere presentar a los discípulos a Jesús en su nueva condición de resucitado, como aquel a quien se le ha dado "todo poder en el cielo y en la tierra" y este poder Cristo lo transmite a su Iglesia. En primer lugar le transmite el poder de perdonar los pecados, poder que sólo corresponde a Dios.

leer másII domingo de Pascua, 12 de Abril de 2015

En esta mañana de Pascua me dirijo a todos ustedes con la noticia más importante que el hombre haya podido escuchar y conocer jamás: Nuestro Señor Jesucristo, que sufrió todo un sin fin de tormentos hasta morir en la cruz del Gólgota para que fueran perdonados nuestros pecados, ha resucitado como lo había previsto. ¡Aleluya! Demos gracias al Padre porque Jesús ha vencido a la muerte, y con esa victoria también nosotros la venceremos y podremos disfrutar algún día, con Él y con todos los santos, las moradas que nos tiene preparadas en el cielo.

leer másDomingo de Resurrección, 5 de abril de 2015

Convocados por el Señor Resucitado celebramos gozosos la Pascua. En el centro de nuestra celebración está el mismo Cristo a quien los escritos del Nuevo Testamento llaman “nuestro cordero pascual” que ha sido inmolado, enseñándonos que su muerte en la cruz y su gloriosa resurrección constituyen el pleno cumplimiento de la Pascua celebrada en el Antiguo Testamento.

leer másVigilia Pascual, 4 de abril de 2015

La Iglesia hoy no celebra la Eucaristía para que aparezca en todo su esplendor el misterio de la cruz. De este misterio no podemos quitar lo trágico, el dolor, la compasión, ante el crucificado. La liturgia de la adoración de la Santa Cruz nos inicia con estas palabras: "Mirad el árbol de la Cruz donde estuvo clavado Cristo, el salvador del mundo, venid y adoremos".

leer másViernes Santo, 3 de Abril del 2015

 

Hoy Jueves Santo, al escuchar las prescripciones del Éxodo escuchábamos: “Comerán así..., porque es la Pascua”. Jesús se nos ha presentado celebrando la última cena con sus discípulos, la Cena Pascual.

leer másJueves Santo, 2 de abril de 2015

 

Queridos hermanos y hermanas, como cada año, nos hemos reunido en esta majestuosa Catedral de la Arquidiócesis de México, para celebrar como pueblo sacerdotal el sacrificio de nuestro único Sumo y Eterno Sacerdote, Jesús, el Señor, el Ungido del Padre que ha hecho de nosotros un linaje de reyes, una asamblea santa, purificada con la sangre preciosa de Cristo, nuestro cordero Pascual que ha pagado el precio de nuestro rescate, ha entregado su vida por nuestra salvación.

leer másMisa Crismal del Jueves Santo, 2 de Abril del 2015
Back to top